Tras a pandemia, Guanajuato sigue en bajo nivel de recuperación económica, según IMCO

HomeNacionales

Tras a pandemia, Guanajuato sigue en bajo nivel de recuperación económica, según IMCO

Sophia Huett pide no politizar la seguridad pública del país
Presidente de México respaldó currículum de Fiscal de Guanajuato
Guanajuato ya no es el primer lugar en homicidios

Al cierre del 2020, Guanajuato se mantuvo como uno de los ocho estados que muestran un nivel muy bajo de recuperación económica tras la contingencia sanitaria del Covid-19, según el Indicador de Recuperación Económica Estatal (IREE) realizado por el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO).

El organismo civil establece que este indicador mide el porcentaje de reactivación económica por estado de manera trimestral; es decir, la distancia hacia el camino de crecimiento que se perdió a raíz la pandemia.

El IREE se construye con más de 150 variables de diversas fuentes como la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), el Banco de México y sistemas de seguimiento de información financiera global.

En la última actualización del estudio, correspondiente al último trimestre del 2020, Guanajuato apareció en el lugar 25 entre las 32 entidades federativas, ubicándose dentro del grupo de ocho estados que, según el IMCO, están muy por debajo del nivel de actividad económica que tenían previo a la pandemia, y muy lejos del crecimiento esperado.

Los otros siete estados que están en esta misma situación son Jalisco, Tlaxcala, Coahuila, Querétaro, Aguascalientes, Quintana Roo y Baja California Sur.

En contraparte, las únicas tres entidades que reflejan un nivel de recuperación alto son Campeche, Tamaulipas y Estado de México, mientras que otras siete tienen un nivel medio, y 14 registran una baja recuperación.

El IMCO recomienda a las entidades diversificar la economía hacia sectores más orientados al exterior, que agregan valor a lo que producen mediante el conocimiento; usar herramientas de subsidio para reorientar los cambios de actividades económicas en los estados, y abandonar la idea de ‘vocaciones productivas’, pues se requiere visión de futuro hacia los campos con mayor potencial.